Habitantes de Puruarán denuncian el saqueo del ingenio por parte de personas que sólo quieren dinero, concretamente señalan al comisariado ejidal, y convocan a que estén alertas para que, al sonar de las campanas, se reúnan para defenderlo y evitar el desmantelamiento del ingenio azucarero al que quieren conservar porque es parte de la historia de ese pueblo enclavado en tierra caliente.

En un comunicado que hicieron circular por las calles del pueblo, los habitantes de Puruarán señalan que el grupo de personas encabezadas por el comisariado ejidal mienten al decir que quieren instalar una empresa procesadora de guacamole.

Su verdadera intención, denuncian, es vender, como chatarra, la maquinaria del ingenio azucarero para su propio beneficio, “sólo quieren dinero y no les interesa para nada el pueblo”.